Llucia Ramis (Palma 1977) acaba de ganar el Premi Anagrama de Novel·la por Les Possessions, un “relato de fantasmas” en el que, como en sus tres anteriores novelas, coquetea con la crónica generacional y autobiográfica a partir de sus obsesiones, su geografía (Mallorca-Barcelona) y determinadas circunstancias vitales como la pasada crisis (se supone que ya superada) que nos arrebató algo más que las certidumbres.

Escritora y periodista, Llucia se ha convertido en una cronista privilegiada del universo literario barcelonés, primero desde El Mundo y ahora desde La Vanguardia. Y aunque tiene una mirada crítica, y en ocasiones afila su teclado, también posee una risa contagiosa con la que parece haber conseguido caer bien a todo el mundo.

  • Realización y edición: Morrosko Vila-San-Juan

Consulta el artículo en el The New Barcelona Post

Comparteix a les xarxes
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin